Martes, 22 de abril de 2008

Era un tio muy feo, muy feo, pero que muy feo

que entra en una farmacia y pide una caja de condones.

El farmaceutico, al verlo, le dice:

Tenga cuidado, que caducan dentro de cinco años.


Comentarios