Jueves, 17 de julio de 2014

En un barrio de lujo, un hombre llama a la puerta de un chalé.

La dueña de la casa abre, y él le dice:

Soy un inmigrante buscando trabajo.

Ella se compadece y le dice:

Tengo algo que usted puede hacer. Tome este cubo de pintura verde.

En la parte de atrás encontrará un porche que necesita pintura.

Un par de horas más tarde, el hombre regresa muy contento y le dice:

Listo, he terminado, no entiendo mucho de coches, pero no es un Porsche, sino un Mercedes.


Publicado por Josebok @ 15:50  | Chistes
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios